Congreso, Entrada, Testimonio

Isabel Cuesta, “Una madre molona”: “La vida no acaba cuando te quedas embarazada, la vida empieza”

Isabel Cuesta Martín es una madrileña conocida en redes sociales por su blog “Una madre molona” donde da consejos a otras madres para superar obstáculos del día a día. Isabel se quedó embarazada con 27 años y desde ese momento todo fueron miedos, sin embargo desde que nació su hija Claudia su vida adquirió un sentido nuevo y su mundo cambió por completo. Actualmente Isabel ya es madre de dos hijos y con la ayuda de su marido Daniel se ha convertido en una madre que es ejemplo de muchas. En su cuenta de Instagram cuenta ya con más de 20.000 seguidores donde comparte su día a día aportando una visión de la maternidad muy realista.

Según Isabel, el secreto del éxito de sus redes sociales no ha sido vender algo ideal, sino la pura realidad. La característica que mejor define a Isabel y a su forma de contar su rutina con sus hijos es un relato natural de la maternidad donde lo positivo y lo duro van de la mano, y donde el “sacrificio” que supone ser madre se convierte rápidamente en un amor incondicional. La fuerza de Isabel pronto se convertiría en la fuerza de inspiración de muchas otras madres y muy pronto el blog se viralizó.

Durante su ponencia en el Congreso Nacional Provida celebrado en el Museo de la Universidad de Navarra Isabel dio un valioso testimonio donde defendió que las cosas de la vida que conllevan sacrificio “son las que merecen la pena”. A la pregunta “¿Tener hijos te quita calidad de vida?” Isabel respondió que “la calidad de vida son mis hijos, la vida no acaba cuando te quedas embarazada, la vida empieza”. Cuando Isabel se refirió al momento del nacimiento de su primera hija explicó que todos sus miedos desaparecieron, “tener a Claudia encima fue una sensación arrolladora. Se me pasaron todos los achaques del embarazo”, aseguró. Uno de los post del blog de Isabel que más influencia ha tenido es el titulado “No seas madre” a propósito de un libro reciente de una conocida periodista española. En este post, Isabel habla de esa sensación de “madre arrepentida”, según la bloggera la maternidad, la suya, porque es mejor no generalizar, le aportó una realidad “completamente nueva” que le hizo “mejor persona”. Isabel explicó durante su ponencia que aunque “la maternidad no esté de moda” ella no querría estar viviendo otra cosa.

Para finalizar su ponencia, Isabel aportó 5 interesantes tips para ser “una madre molona”.

  1. No te culpes por no llegar a todo
  2. Sordera selectiva: críticas y bombardeo de opiniones. ¡Quédate con lo que te funcione!
  3. No vivas de cara a la galería, intentando aparentar. Siempre habrá días buenos y días malos.
  4. No te compares con los demás. Cada niño tiene un ritmo y cada madre también.
  5. No dejarse, ni a uno mismo, ni a la pareja.

image1

Anuncios
Testimonio

Aceptar el regalo de la vida

A los 16 años, Marta Páramo cursaba Primero de Bachillerato y al igual que muchos jóvenes de su edad se preguntaba sobre su futuro. Ahora, con 21 años mira los ojos de su hija Lucía y comprueba cómo ha cambiado su vida desde que ella ha ocupado su  corazón.

Cuando la joven madrileña Marta Páramo se enteró de que estaba embarazada no pudo evitar sentir angustia. A pesar del temor que le generó esta nueva situación tuvo claro que quería asumir las consecuencias. Este impulso de valentía le llevó a descubrir el que ahora es su mayor tesoro, su hija Lucía.

La maternidad muchas veces se percibe como un obstáculo hacia la vida profesional. Existe una opinión generalizada que expone la imposibilidad de compaginar el proyecto personal con un plan de vida familiar. No obstante, Marta Páramo no ha renunciado a sus sueños, y sus planes no se han visto modificados por el hecho de ser madre. Actualmente compagina sus estudios de Filosofía con el cuidado de su pequeña.

El apoyo de su familia desde el primer momento impulsó a esta joven a defender la nueva vida que llevaba dentro. Para ella la maternidad ha sido un gran regalo que le ha permitido conocer otras facetas de sí misma y también le ha aportado nuevos valores. Desde que su familia supo que estaba embarazada no dudó en apoyarla y de una situación que en un principio le llenó de miedo supo ver las posibilidades para sacar fuerzas y luchar por ese nuevo futuro que le esperaba.

Esta joven ha descubierto en su experiencia que no hay obstáculos que le impidan salir adelante y tener una vida plena. Marta Páramo tiene la certeza de que ha hecho lo correcto cada vez que mira los ojos sinceros de Lucía. Muchas jóvenes sienten miedo ante un embarazo y una opción rápida puede ser la huir de lo que se considera un “problema” cuando en realidad es una oportunidad y una alegría. Esto es lo que Marta Páramo busca trasmitir el próximo 24 de marzo en el Congreso Nacional Provida.

Para ella es importante trasmitir su testimonio a aquellas jóvenes, que pueden tener miedo, pero que necesitan sentirse apoyadas a dar el paso de aceptar la maternidad y a vivirlo desde otras perspectiva.